Para aprender bien español

Sabías que para aprender español bien, lo que se dice bien, los textos de mi blog —modestia aparte—, han sido designados por un Comité Lingüístico Super Especializado (que yo acabo de inventar), como el mejor método para hacerlo de una manera fácil, divertida y rápida.

¡Ahhh! Pero no creas que dicha Certificación es por el simple azahar, ya que el que suscribe reclama que ha estudiado más de cincuenta cursos de cómo aprender un idioma y de cómo enseñarlo bien. Los ha estudiado en su país natal y también en varios países del extranjero; incluyendo Estados Unidos, Canadá, Inglaterra, Rusia, Francia y Japón. Por eso él dice que habla estupendamente bien el inglés, el francés y el italiano; y que más o menos se defiende en el idioma japonés; y aduce que por eso entiende de manera lógica la gramática de su idioma propio. Eso sí, reconoce que el Ruso nunca lo aprendió bien y lo único que sabe decir es: Spasiva y Vodka.

También dice que ha publicado libros en su idioma, los cuales revisó con correctores de estilo que le enseñaron los secretos más recónditos de la sintaxis y del mejor orden de poner en palabras una idea; por lo que no encontrarás un solo error en sus escritos, y que todos los sujetos y verbos están conjugados excelentemente bien en el tiempo verbal que corresponde y con el uso de adjetivos de lo más variados y concisos.

Dicho Comité ha declarado que si lees un texto de este Blog al día, aprenderás, además, a escribir sin faltas de ortografía; porque ese tal José F. Viveros (Paco), tiene una maestría singular en el manejo del lenguaje, que, sin que tú te des cuenta, al leer cada uno de sus textos, ya avanzaste; y hasta se diría que podrías establecer una conversación con cualquier hispano parlante; así sea de cualquier región de México, de la Argentina, con un Tico de Costa Rica y hasta con un personaje de la misma Venezuela; claro sin excluir a los Cubanos que no hablan el idioma, sino que lo cantan.

 Y es que este cuate, Paco, como ya lo dije, estudió idiomas en las mejores universidades de USA, de Francia, de Japón, de Inglaterra, de Rusia y hasta de la misma Colombia. Si en efecto, en esas universidades de la calle, donde se aprende porque se aprende, si no, pues no comes ni tampoco encuentras lugar para dormir.

Así que, te sugiero leer con atención uno por uno, y escribir en un pequeño cuaderno esas palabras domingueras que aún no entiendes, para que la próxima vez sepas que significan, con el caló, la jiribilla, el chanfle que le pone Paco.

Pero si sientes que todavía hay textos que todavía no te quedan claros, no te desesperes, y repasa ese de “Tú Puedes”, o los otros donde dice que: “A todo hay que echarle ganas”, porque aprender español desde lejos no es nada fácil, y menos si tu hablas un idioma que nada tiene que ver con el francés, con el portugués, con el inglés o con el italiano; porque si ese es el caso, entonces estás frente a una tarea que demanda un esfuerzo de titanes.

Y no te diré que el español es el idioma más bello del mundo, porque el más bello es ése que tú hablas, donde puedes decir de una manera sincera: Te quiero, te amo, te extraño.

Pero si ya estás en éstas, de aprender a hablar, a leer o a escribir el idioma de Cervantes, de García Márquez, para descubrir hermosísimas canciones o bellísimos poemas, léete todos los textos de este blog, y cuando ya los entiendas, no te quedes sentado, ve y compra un boleto de avión de tercera clase y lánzate a cualquier país latinoamericano, y comienza con un “Buenos días”, un “Qué tal señorita” o “Otra cerveza, por favor”, y verás que todos los que hablamos esta bella lengua nos da gusto que alguien como tú venga y pise nuestras tierras, y si trata de hablar en nuestro idioma, no nos molestamos ni nos enfadamos como pasa en otros países, y tenemos una paciencia de santos.

Así que ven y dale esos últimos toques a lo que hayas aprendido en este blog, que verás que será bien fácil aprender a hablar español.

 

ɷɷɷ ….  ∞∞∞…. ɷɷɷɷ …. ϰϰϰϰ …. ɷɷɷɷ…. ∞∞∞ …. ɷɷɷ

 

Ya en serio. El español, en todos los tiempos verbales, casi sigue las mismas reglas que el francés, el italiano y el portugués, y lógico las palabras tienen una similitud asombrosa; por lo que basta un curso formal de un poco más de un año para hacerse entender bien en el idioma.

También guarda una gran similitud con el inglés, de modo que muchas palabras tienen las mismas raíces (inicio de palabra); por lo que una vez detectadas las diferencias, en poco tiempo ya puedes contar con un gran vocabulario.

Pero de que es un idioma bello, lo es. Yo amo todo lo que se puede decir en este idioma que tanto quiero.

 

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Georges Bataille. EL EROTISMO

Porque siempre voy a estar ahí

Cordura