Entradas

Mostrando las entradas de enero 15, 2022

Porque sólo te querían...

Escritor. Porque sólo te querían para poner tu nombre en una lista. Para que así dijeran que tú, pueblo, estabas conforme con lo que están haciendo, porque según ellos –y según tú–, eso era lo correcto; que esa era la pura neta, que la voz de uno, es la voz de todos. Y que para corroborarlo, hacía falta un refrendo, un refrendo estúpido que costaría millones, como el anterior en que se validó –o no me acuerdo si así fue–, o sólo fue un gran oso, un gran fiasco, que igualmente costó millones. Sí, ese donde se trató de constatar que los anteriores eran unos ladrones; y que pronto se olvidó, así que había que repetirlo. Esta vez, para que con el resultado alguien dijera. “¿Lo ven? Sigo siendo el más querido.” “El más querido a la mitad del camino, por lo que así me sigo.” Y el ejercicio se hará, porque aquí lo que importa es la voz del pueblo. Ya veremos si al final, cuando el más querido se vaya a su ermita a saborear los triunfos y las guirn